Dormir es gratis,
lo que cuesta es levantarse.