Nunca te conformes con ser ALGO de alguien,
cuando puedes ser el TODO de alguien más